martes, 14 de diciembre de 2010

.06.

Y una noche se convirtió en Gorrión,
pero cuando amaneció volvió a ser el de antes.

2 comentarios:

  1. Y cuando despertó, el dinosaurio todavía estaba allí (je, me hizo acordar...pero me gusta lo que escribiste).
    Besoo!

    ResponderEliminar
  2. Sabes que pensé lo mismo, el original tenía seis renglones y con las correcciones quedaron esos dos y digo “¿podría ser plagio?”.

    Por las dudas no se lo digas a los herederos de Monterroso, shhhh que quede entre nosotros.
    Un beso Flo.

    ResponderEliminar