martes, 1 de septiembre de 2009

* Reconstrucción...

Comienza como algo que… no puedo explicarlo.
Sale quien sabe de donde… digamos que de mí y también de vos.
Empiezo armándote con paciencia, como armando un castillo de naipes.

Comienzo no recordándote.
No recuerdo tu rostro… ya no te puedo ver.
Cierro los ojos y de a poco vas apareciendo.
Aparecen tus labios, te escucho.
Aparecen tus ojos, tu mirada.
Ya llegaron tus cabellos, tu sonrisa, tu suavidad.
Están tus manos… vinieron con caricias.
Llego todo de vos, la reconstrucción esta hecha.
Hasta que abro los ojos y todo se desmorona, todo se derrumba.
Abro los ojos y tengo enfrente mi escritorio, mi lámpara, mi pared.

Me encuentro sobre los recuerdos.
Soy la última carta que derrumbó el castillo.


* (Título robado)

5 comentarios:

  1. Morocho .. Sábado a la siesta .. me paso a leerte .. tenía varios

    Como siempre grata tu compañía cuervo

    Para mí y mezclando un poco todo como es mi costumbre .. ya me conocés algo .. jajaja .. el olvido no existe .. lo que existe es el tiempo .. el tiempo que pasa y nos separa de aquello que queremos o necesitamos olvidar y nos va mostrando nuevas cosas .. nuevas alternativas .. nuevas señales .. él sabe

    Tantos castillos pasan??!! ... el volver a empezar constante es una regla de éste juego

    Faaaaaaaa me hiciste pensar .. yo que me iba a tomar el fin de semana cheeeeeeeee ... buuu ..

    Buenos relatos locura!!

    Me copé como es mi costumbre .. ya me voy .. si si ya me voy antes que me apagues la luz

    Buen fin de semana chee

    Yo .. aha .. quien soy??

    "Anónimo" juaa juaaa

    ResponderEliminar
  2. Mmmmmm ¿quién sos?... a ver pienso jaja.
    “Tiempo siempre tiempo” Dice Julio en un poema.
    Te respondo mezclando todo. Estoy seguro que no hay nada que quiera olvidar, solo por eso el olvido no viene, si lo necesitara lo obligaría a venir (y si no puedo con él un rato le peleo jaja… para no perder la costumbre)
    Beso Nati, che decile a la capitana que no te apague la luz, que digo yo o me enojo.

    ResponderEliminar
  3. Para para, ¿antes que yo apague la luz?... lei mal estoy sin anteojos... creo tengo que ir a cargar los cartuchos de la impresora (¿y que tiene que ver?)

    ResponderEliminar
  4. Me encantó este poema. Muy sujestivo. Bellas metáforas. Ponete el gadget de seguidores así no te pierdo de vista.

    ResponderEliminar